Ir a la portada de Digital Security

Esta potente cámara está especialmente diseñada para entornos en los que puede existir un alto riesgo de atentados, como aeropuertos, estadios deportivos y otras grandes áreas.

La nueva cámara Wisenet TNB-9000 de Hanwha Techwin facilita la detección y análisis en súper alta resolución 8K de cualquier actividad sospechosa en instalaciones con gran afluencia de personas y con mayor riesgo de acciones terroristas, tal y como señala el fabricante.

“Las capacidades 8K de Wisenet TNB-9000 permiten cubrir grandes áreas con suficiente densidad de píxeles para que los operadores puedan ampliar digitalmente una imagen y ver, de forma nítida, solo una pequeña parte de la escena”, explica Uri Guterman, director de producto y marketing de Hanwha Techwin Europe.

Wisenet TNB-9000 utiliza un sensor CMOS de tamaño completo de 43,3 mm para capturar imágenes de 8K verdaderas, a quince imágenes por segundo. Esta cámara integra tecnología de analítica de vídeo basada en Deep learning, para detectar y clasificar simultáneamente personas y caras, así como vehículos y matrículas.

El análisis de vídeo basado en Deep learning (aprendizaje profundo) también puede ignorar el ruido del vídeo, hojas de árboles en movimiento, animales, evitando así lo que normalmente puede ser causa de falsas alarmas. A ello se añade la incorporación de una amplia gama de analíticas de vídeo inteligente (IVA), que incluyen manipulación, merodeo, detección direccional, de desenfoque, de audio y de movimiento, línea virtual, y de entrada y salida.

En este sentido, incluye una función de análisis de audio que reconoce sonidos críticos, como voces altas, gritos, cristales rotos, disparos y explosiones, y genera una alerta para que el personal de seguridad reaccione rápidamente ante cualquier incidente.

Otras prestaciones de este dispositivo son su amplio rango dinámico digital (DWDR), que ayuda a representar de forma precisa imágenes en escenas que contienen simultáneamente zonas muy brillantes y muy oscuras, así como una ranura de memoria micro SD/SDHC y SDXC para almacenar hasta 256 GB de vídeo o datos en la propia cámara.

Además cuenta con compresión H.265, H.264 o MJPEG y la mejora del ancho de banda mediante la tecnología WiseStream II, junto con capacidad Gigabit Ethernet y fibra óptica SFP para la transferencia de hasta 1.000 Mbps para conectividad de alta velocidad; alimentación con 12 VCC o HPoE que evita la necesidad de instalar fuentes de alimentación separadas, y compatibilidad con lentes Canon EF.


Be Sociable, Share!

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre
Por • 8 May, 2020
• Sección: A fondo, Videovigilancia