Ir a la portada de Digital Security

La instalación cuenta con soluciones de vídeo y videoporteros del fabricante para la gestión de seguridad preventiva.

Axis centro comercia plaza mayor mexico

Fundado en la década de 1990, Plaza Mayor es el centro comercial más grande del denominado Bajío mexicano (León – Guanajuato) y uno de los del país. En su construcción inicial se instaló un sistema de seguridad CCTV analógico que se ha sustituido para responder a las necesidades actuales.

Además, este centro comercial requería un sistema que ayudara a sus responsables a gestionar el flujo de personas en todo el recinto, tanto en interiores como en exteriores, y en áreas restringidas, así como disuadir a los posibles delincuentes y brindar una respuesta rápida en caso de incidentes, con evidencia de video forense confiable.

Para cumplir estos requerimientos se han instalado más de doscientas cámaras IP del fabricante de seguridad sueco Axis Communications, junto con sistemas de análisis de vídeo.

blankAdemás, un sistema de videoportero y botones de llamada de emergencia aportan comunicación y respuesta rápida en caso de incidencias. En una segunda fase se está integrando un sistema de control de acceso para realizar un seguimiento de los distribuidores en la propiedad.

Esta solución tecnológica de Axis ha jugado un papel fundamental en la estrategia de seguridad de Plaza Mayor, que ha reducido considerablemente las incidencias en el centro comercial, además de que les permite ir más allá de la prevención de pérdidas para incluir actividades de optimización de operaciones y marketing.

Así lo señala Luis Morales, jefe de seguridad en el Centro Comercial Plaza Mayor: “sabemos que tecnologías como las que nos ofrece Axis Communications nos permitirán seguir siendo una instalación a la vanguardia que también ofrece beneficios a nuestros clientes más allá de la seguridad”.

Plaza Mayor recibe semanalmente alrededor de mil entregas de distribuidores, de las cuales el 40% son recurrentes. Sus responsables han analizado la posibilidad de integrar un sistema de control de acceso como una forma de rastrear los vehículos que ingresan y salen del recinto.

Usando una etiqueta RFID y un lector de radiofrecuencia de entrada, el sistema asigna permisos de hora y día por proveedor. Para el 60% de los proveedores no recurrentes se ha desplegado una plataforma web vinculada al sistema de entrada.

“Un centro comercial puede tener un diseño arquitectónico de vanguardia, las mejores tiendas, limpieza impecable, pero si la seguridad que ofrece no es de primera calidad, la gente dejará de visitarlo y, en consecuencia, todo lo demás perderá valor”, afirma Morales.

Innovación de vídeo en tres etapas

En la primera etapa de evolución de la tecnología se instalaron cámaras IP de Axis, si bien fue durante la segunda fase cuando se identificaron modelos de cámaras específicos para cada ubicación y el entorno, durante la cual “la calidad del servicio y el asesoramiento del fabricante se convirtió en el aliado clave en la selección del equipo adecuado para cada espacio”, señalan.

Más de doscientas cámaras de vídeo en red de este fabricante vigilan este centro comercial, que se utilizan junto con análisis de vídeo inteligente, como detección de agresiones, biometría, reconocimiento de matrículas y alertas de merodeo sospechoso en la zona.

blankEl siguiente paso del proyecto ha sido la instalación de un sistema de videoportero y botones de llamada de emergencia con comunicación inmediata con el centro de control del centro. Con solo presionar un botón, los compradores pueden alertar al personal de seguridad sobre incidentes relacionados con robos, asaltos o emergencias médicas, con una rápida y eficiente respuesta.

Actualmente se está trabajando en la implementación de equipos de control de acceso para apoyar la gestión de proveedores y proteger las áreas más sensibles del centro comercial, donde se transfiere el producto de todos los establecimientos.

En concreto, se está instalando el control de acceso de red Axis A1001, que funcionará junto con un software que esperan desarrollar conjuntamente con el centro, que generará permisos leyendo códigos de barras a través del videoportero.

El código de barras indicará a la unidad de control de acceso si debe autorizar la entrada o no. Restringir el acceso en la zona de proveedores mejorará el control de vehículos y brindará una mayor seguridad en todas las áreas.

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre ,
Por • 19 Ene, 2021
• Sección: Casos de estudio, Control de accesos, DESTACADO CASO DE ESTUDIO, DESTACADO PRINCIPAL, Intrusión, Servicios, Videovigilancia