Ir a la portada de Digital Security

Estos dispositivos representan la quinta generación de cámaras a bordo del fabricante, que incorporan Led infrarrojos invisibles y funciones avanzadas para capturar imágenes nítidas con escasa iluminación.

Los nuevos modelos de cámaras embarcadas de Axis, la quinta generación desarrollada por este fabricante, tratan de dar respuesta a los retos que plantea la captura de vídeo y audio de este tipo de dispositivos.

El modelo Axis P3935-LR incorpora Led infrarrojos invisibles y ofrece imágenes nítidas en condiciones de absoluta oscuridad, lo que la hace idónea para su instalación en vehículos que se desplazan por localidades rurales, con escasa iluminación nocturna, o en los que la iluminación en el interior de vehículo podría resultar molesta para los pasajeros.

Los Led infrarrojos de esta nueva cámara funcionan en la longitud de onda superior de 940 nm, por lo que no aparecerán como los puntos rojos que se observan en los Led tradicionales; este cambio supone una mejora de la seguridad y el confort tanto del conductor como de los pasajeros.

La integración de otras tecnologías de este fabricante, como Lightfinder y Forensic WDR, proporciona a la cámara un rendimiento óptimo en condiciones de poca luz y de contraluz intensa, por ejemplo, cuando recibe una fuerte luz solar directa.

Por primera vez, estas cámaras embarcadas incluyen un acelerómetro que, junto con el giroscopio integrado, permiten utilizar estabilización de imagen electrónica (Electronic image stabilization, EIS) para capturar imágenes nítidas del exterior del vehículo en todas las condiciones ambientales.

Además, en el caso de las cámaras orientadas hacia delante en vehículos que se desplazan con rapidez, la velocidad de fotogramas variable de la cámara, de hasta 45 fps, resulta un elemento muy valioso para capturar detalles, por ejemplo, si un tren choca con un obstáculo en la vía.

El uso del chip Artpec-7 ha impulsado la transformación de las opciones de analítica. Una de sus principales mejoras, como señalan desde la compañía, “es su capacidad de utilizar la analítica en la propia cámara y no en un servidor alojado en el centro de datos. Esto no solo significa que las acciones basadas en analítica puedan aplicarse de una forma mucho más rápida, sino que abre un sinfín de oportunidades para estas aplicaciones”.

Otras de las posibilidades que ofrece la analítica son el conteo de personas y el análisis demográfico de los pasajeros, que pueden proporcionar una información empresarial valiosa a a las autoridades que gestionan el transporte para optimizar las rutas y los servicios.

En estos momentos también se pueden utilizar también para reducir los riesgos para la salud pública, por ejemplo, midiendo la ocupación de las plazas y controlando el cumplimiento de las medidas de distanciamiento físico. Una analítica apropiada también podría servir para supervisar la planta superior de un autobús de dos pisos y avisar al conductor si se produce algún problema o reproducir un anuncio automático.

El micrófono integrado en una de las nuevas cámaras también puede generar alertas que pueden activarse al detectar agresiones verbales o voces con tono estresante o angustioso y, de esta forma, mejorar la seguridad de los pasajeros.


Be Sociable, Share!

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre
Por • 18 Ago, 2020
• Sección: A fondo, Seguridad urbana, Videovigilancia